Mi loft en Coruscant

Mi loft en Coruscant

lunes, 23 de noviembre de 2009

COMO DECÍAMOS AYER...

Qué vivimos tiempos confusos no hace falta que lo explique yo, pero que los míos han alcanzado niveles de transformación, confusionismo, y decadencia dificilmente explicables si que os lo cuento yo ahora, que vamos, que me ha dado la vuelta la vida como a un calcetín y todavía no tiene pinta esto de ir a estabilizarse.
En cualquier caso, como tampoco tenemos un blog para ponernos aquí a llorar y a amargar a los pocos lectores que seguro que me quedan, voy a ser positivo y a reiniciar la actividad bloguística con grandes dosis de optimismo y positivismo, que ese y no otro es nuestro carácter:
La crisis laboral la hemos medio solucionado poniendo al mal tiempo mala cara y utilizando el topicazo ese tan pesado de crisis=oportunidad, y el caracter chino de la cosa y toda esa mandanga. Así que me he puesto como un loco a estudiar una oposición de esas de las imposibles y a la que ahora nos hemos apuntado medio millón más de españoles en busca de un futuro, si no mejor, al menos más tranquilo. La cosa apunta a un año o año y medio de academia, encierro en casa y color blanco flexo en la cara, pero al menos no caigo en la trampa del sofá-calzoncillos-cerveza-programadeanarosa y me despierto por la mañana con al ilusión de estar haciendo algo minimamente provechoso. Eso sí, en vez de una oposición de estas culturetas, podía haber optado por policia o similar, que estoy rodeado de señoritas empollonas cuándo en el aula de al lado están los cuerpos preparándose para los idem de seguridad del estado de mucho mejor ver.
La crisis económica la estamos capeando haciendo uso de todos los servicios públicos y gratuitos habidos y por haber: desde mis visitas semanales a la biblioteca haciendo acopio de montañas de libros y pelis, hasta las exposiciones más rarunas y los conciertos más apetecibles. Todo de simpa, claro. Y un gustazo que da y que sabe todo mejor cuando es gratis que yo no había disfrutado nunca.
De la crisis amorosa no hablamos. Que mis breves apariciones por los antros de moda están siempre salpicadas de estomagantes ¿a qué e dedicas? ¿y cuántos años dices que tienes? ¿no te vas a tomar otra cerveza que esa la llevas mareando dos horas? ¿Por qué dices que no vienes a cenar con nosotros? etc etc... que uno así no puede mantener la autoestima ni de coña...
Y bueno, esta ha sido una actualización más o menos breve de mi momento vital. Retomo el blog, una vez superados los problemas técnicos que nos matenían apartados y prometo ser tan cumplidor como siempre y aportar mi granito de estupideces diarias para aquellos a los que les cuesta sonreir en la oficina. Besos, y estoy muy contento de estar de vuelta.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Pues se agradece que vuelvas para hacernos sonreir en nuestras tétricas y aburridas oficinas... por cierto, te debo unas cuantas cerves por tantos buenos momentos pasados gracias a tus actividades bloguiles, así que por esa parte puedes decir cuándo quieres salir a gastos pagados. Ah, por cierto, se te echó de menos el viernes noche en el Porquesí en la actuación del Sr/a Niebla, y que conste que te busqué. Ala, besotes de tu lector y rendido admirador. El de siempre, cojones, no me digas que ya no sabes quien soy....

Skywalker dijo...

Uys, no sé nada de esa actuación... que estoy fuera del mundo y hace siglos que no voy por Cartagena.... y,, te agradezco mucho la invitación pero eso de los gastos pagados va a ser demasiado, je je, cuándo pases por Murcia dame un toque que ya haré yo un poder, que para un par de cervezas siempre se puede ... un abrazo.

David dijo...

Nunca defraudas con la música y es un gustazo pasarse por aqui

Skywalker dijo...

David?????!!!


Te he seguido la pista y es un bló inexistente....... pero muhas gracias por venir..
Te espero siempre